Cuando se habla de ron seguramente la mayoría, menos algún atontado, ya sabéis que el origen de esta bebida está en el caribe. Lo que muchos no sabréis es que la caña de azúcar, principal ingrediente de este destilado no existía en el caribe.

Fue el jodido Cristobal Colón quien introdujo por primera vez esta planta en el nuevo continente. Así que amantes del ron ya sabéis a quien agradecer, por lo menos en parte.

La caña de azúcar se dió increíblemente bien en las Antillas y es que con ese clima crecen hasta los enanos. Por ello su plantación se propagó por toda la zona (ya sabéis, la cocaína de la época).

Algún espabilado canalla se dió cuenta que al extraer el azúcar de las cañas quedaba un líquido espeso y marrón (parece puta diarrea la verdad) llamado melaza. Al destilar este líquido consiguieron una bebida alcohólica de alta graduación y este es el origen del ron.

El ron se hizo tremendamente popular por el barrio del Caribe y a su producción se sumaron junto a las colonias españolas, las británicas y las francesas.

Clasificación del ron por origen:

El ron de origen hispano se destila a partir de la melaza de caña de azúcar sin ligeros y van de secos a dulzones (como un capón de tu madre). Se les añade caramelo y azúcar.

El ron de origen británico también se produce a partir de la melaza. Son oscuros, potentes y especiados. Se les añade caramelo, azúcar y especias.

Los franceses como querían dar la nota y son los puto amos del gourmet. Mandaron a tomar por culo a la melaza y empezaron a producir ron a partir directamente de jugo de caña de azúcar. Este es el conocido como ron agrícola. Es seco y potente, su producción está controlada por denominación de origen. Echar caramelito u algún ingrediente extra está jodidamente prohibido.

La verdad que tipos de ron los hay para dar y tomar. Hay un huevo y medio de países productores y cada uno con sus propias reglas respecto al añejamiento, ingredientes, etc.

Por ello vamos a hablar aquí solamente de los más populares y si eso alguno más que me parezca.

Tipos de ron:

  1. Ron blanco: Al destilar la melaza el ron que se obtiene es incoloro o blanco. Es el ron en su estado más básico. Tiene el sabor más neutro de todos y por ello es el más utilizado para hacer cócteles para las fiestuquis como el mojito.
  2. Ron dorado: Pues como su nombre indica tiene un color ámbar, que puede venir o bien del envejecimiento en madera o de que los muy cerdos no lo filtren. Su saber es más intenso que el blanco. Sin embargo sigue sin ser una locura por lo que se puede seguir usando para cócteles. Tal vez la forma más popular de beberlo es el Cubalibre (Ron-Cola por si no te enteras).
  3. Ron añejo: Este fiel compañero de la adolescencia es añejado en madera de roble o cerezo entre mínimo 1 y hasta 6 años. Si se superan los 6 años suelen llamarse: Reserva, Gran Reserva o Extra Añejo, que queda mas pro. Es uno de los más populares y consumidos. Su sabor es más complejo que el de los pringados de arriba. Recomiendan tomarlo solo, acompañado con un hielo o agua mineral.
  4. Ron viejo: Se diferencia del añejo en que debe envejecerse un mínimo de tres años.
  5. Ron dulce: contienen 100 gr de sacarosa o glucosa por cada litro de licor. EL favorito de las abuelas.
  6. Ron escarchado: Este la verdad que no es tan popular, pero me pareció curioso que no veas. Alcanza una sobresaturación (sobredosis) de azúcar que se presenta en cristales en ramas vegetales que sirven de soporte. La leche de curioso. La verdad de sabor para gustos, pero para decorar queda de puta madre.

Obviamente hay más tipos. Los iremos agregando poco a poco, el mundo del ron es grande y complicado. Así que mejor en pequeños bocados que si no os atragantáis.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: